Acreditada 6 años

ADC Agencia de Acreditación

Electivo de Interculturalidad y Salud obtiene primer lugar en Concurso de Innovación Pedagógica

El curso electivo para la carrera de Medicina de “Interculturalidad y salud: un desafío para el profesional de salud de hoy” recibió el primer lugar en el 5º Concurso Nacional de Innovación Pedagógica 2018- en la categoría Docencia-de la Universidad Andrés Bello. 

La asignatura es dictada por la Dra. María Elízabeth Guerra Zúñiga, del Departamento de Salud Pública, Casa Central y cuenta con la colaboración de los antropólogos, profesor Cristian Torres Robles de la Escuela de Medicina de San Felipe y Carolina Chacón graduada de la Universidad de Chile. También participaron dando cátedras representantes del Servicio de Salud de Valparaíso, Hellen Cisternas, y de Viña del Mar-Quillota, Lilian Verdugo. 

Un total de 18 alumnos de primero a quinto año de la carrera cursaron la asignatura electiva que se dictó en su primera versión durante el primer semestre de este año.

“Ante la diversidad cultural, tanto de pueblos originarios como colectivos migrantes internacionales, surge el desafío de formar a jóvenes profesionales de la medicina en el área de la pertinencia intercultural, con una fuerte orientación hacia la equidad en salud y el respeto por los derechos humanos. Ambos colectivos anteriormente mencionados son relevados además en el plan de salud para la década, nombrados por la autoridad sanitaria como grupos vulnerados; razones poderosas para abordar de una manera inicial la temática en contextos universitarios”, señala la profesora María Elizabeth Guerra. 

Al final de la asignatura “Interculturalidad en Salud. Un desafío para el profesional del Chile de hoy”, los estudiantes de medicina demostraron: reconocer que los procesos salud-enfermedad-atención están mediados por los contextos interculturales con el fin de ampliar la mirada más allá del modelo biomédico y mejorar la práctica médica; y diferenciar distintos modelos culturales en salud analizando ejemplos de ellos en el contexto indígena de Chile y de migraciones internacionales con el fin de percatarse de los elementos que los diferencian en términos simbólicos y materiales.

Los estudiantes de esta asignatura demostraron además un desarrollo en dos desempeños claves que apuntan a las competencias genéricas del sello UV: Por un lado, argumentar desde una perspectiva ciudadana y como profesional de la salud el abordaje de los contextos interculturales para el respeto de los derechos humanos y la equidad en salud en contextos culturales diversos; y por otra parte, se potencia el trabajo en equipo para la resolución de tareas evaluativas del curso. 

 

Estudiantes de Medicina realizan operativo de promoción de salud en San Felipe

Cómo prevenir la hidatidosis, enfermedad parasitaria provocada por las larvas de un tipo de tenia, cómo usar correctamente un preservativo, qué ocurre con nuestro organismo ante el consumo excesivo de alcohol, dónde buscar ayuda ante una adicción y qué hábitos son aconsejables para mejorar nuestra salud y evitar enfermedades, fueron algunas de las preguntas que respondieron los estudiantes de Medicina en el operativo educativo en salud que realizaron el miércoles 26 de septiembre en la plaza de San Felipe. 

Durante cuatro horas los alumnos de primero a quinto año de la Escuela de Medicina del Campus San Felipe realizaron promoción de salud con temáticas vigentes y que preocupan a la población de Aconcagua. 

Se trata de una actividad organizada por el Centro de Estudiantes de Medicina junto al área de Vinculación con el Medio de la Escuela de Medicina, la cual se desarrolla por cuarto año consecutivo y que busca afianzar vínculos entre la comunidad de la ciudad de San Felipe y la Carrera de Medicina en torno a temáticas de la salud y autocuidado.

Los alumnos abordaron temas como: prevención en consumo de alcohol y drogas, vida sana, tuberculosis, tabaquismo, zoonosis, uso correcto de preservativo, control de presión arterial, entre otras.

“Esta actividad de vinculación con la comunidad busca enseñar y educar a la comunidad para que tengan la mejor salud posible dentro de las posibilidades que nosotros como estudiantes podemos aportar. Son más de cincuenta los estudiantes que están entregando sus conocimientos dentro de lo que saben. Y la gente ha estado muy agradecida; le gustó la forma de acercarnos, los enfoques y las principales patologías que hemos considerado para esta ocasión”, señaló el secretario general del Centro de Estudiantes, Sebastián Vergara.

Carlos González, quien se acercó a los estudiantes para aprender más del cuidado de su salud, dijo que este tipo de actividades son muy positivas, especialmente para personas como él, que no acude a un centro de salud de manera preventiva sino cuando ya presenta algún síntoma de enfermedad.

“Me parece muy bien que los estudiantes hagan estas cosas”, agregó Enrique Hormazábal, quien aprovechó de controlar su presión arterial.

La actividad contó con la colaboración del Departamento de Salud Comunal de San Felipe y la Mesa Comunal de Promoción de la Salud.

 

 

 

 

Inauguran primer centro comunitario regional dedicado a la formación de médicos de familia

A un costado del Cesfam del cerro Barón y bajo la tutela de la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso, comenzó a funcionar el primer centro comunitario de la región dedicado, de manera exclusiva, a la formación de médicos especialistas en salud familiar en un ambiente de mayor cercanía con las personas.

Su habilitación se concretó gracias a una alianza estratégica establecida entre dicha unidad académica, la Corporación Municipal de Valparaíso (Cormuval) y el Servicio de Salud Valparaíso-San Antonio, como parte del programa “Semillero” que desde 2015 impulsa a nivel nacional el Ministerio de Salud con miras a fortalecer la atención primaria e incrementar el número de facultativos en los establecimientos de las redes locales que presentan mayores déficits de este tipo de profesionales.

En efecto, en Valparaíso solo hay cinco médicos de familia encargados de atender las necesidades de sus 290 mil habitantes. Es decir, existe solo un especialista de esa área por cada 58 mil porteños (proporción que es diez veces mayor a la recomendada por la OCDE), por lo que la creación de este centro contribuirá de manera decisiva a subsanar las necesidades en este ámbito y, también, en los próximos años, en los concernientes a la psiquiatra y la geriatría comunitarias, que exhiben brechas incluso superiores.

Positiva innovación

Esta realidad fue destacada por el alcalde Jorge Sharp y el rector de la Universidad de Valparaíso, Aldo Valle, durante la ceremonia en la que ambas autoridades inauguraron las dependencias del nuevo recinto.

“La atención primaria es el corazón de la salud pública, que hasta ahora no ha contado con el suficiente respaldo del Estado para superar sus falencias y problemas, lo que se refleja -entre otras cosas- en la falta de especialistas en todas las disciplinas, y en particular en salud familiar. Por eso, la creación de este centro, que fue posible gracias al apoyo y compromiso de la Escuela de Medicina de la UV- representa un gran avance para esta comuna, que irá en directo beneficio de la gente”, afirmó el jefe edilicio.

Por su parte, el rector Valle sostuvo que el centro es parte de una iniciativa del más alto valor, ya que apunta a resolver una demanda muy requerida por las personas.

“Nosotros queremos hacer el mayor aporte posible a la formación de médicos especialistas en este campo y en otros, porque entendemos que ello va en la línea de innovar en un modelo de salud que está siendo reforzado a través de políticas públicas que buscan dar una respuesta más integral, mejor orientada y pertinente a las necesidades que están presentes tanto en Valparaíso como en otros lugares del país”, precisó la autoridad académica.

Instalaciones

El primer centro comunitario de formación de médicos de familia de la Región de Valparaíso funcionará como anexo del Cesfam del cerro Barón, que hoy atiende a 93 niños, jóvenes y adultos.
Sus instalaciones, que representaron una inversión de 60 millones de pesos, cuentan con dos boxes destinados a la atención de pacientes y una sala multiusos, espacios que fueron dotados con un circuito cerrado de televisión para consejerías y fines académicos.

En ellos prestarán servicios dos becados del programa de especialidad en Medicina General Familiar de la Escuela de Medicina de la UV, que dirige la doctora Carolina Reyes, quien valoró su puesta en marcha.

“Esto es un hito para el desarrollo de esta especialidad. En la actualidad, el programa que impartimos tiene 25 residentes que se forman en diferentes campos clínicos. Sin embargo, la formación que brindaremos en este centro implica un cambio muy positivo, ya que involucrará a equipos de profesionales de la salud y a la propia comunidad, lo que sin duda va de la mano con lo que debiera ser la verdadera medicina familiar”, aseguró la docente.

Además de los ya mencionados, a la ceremonia de inauguración del nuevo centro también asistieron el director del Área de Salud de la Cormuval, Alejandro Escobar; la directora del Cesfam de Cerro Barón, Claudia Opazo; la vicerrectora de Vinculación con el Medio de la UV, Eva Madrid; el decano de la Facultad de Medicina, Antonio Orellana; el director de la Escuela de Medicina, Rodrigo Vergara, y representantes de diversas instituciones públicas y privadas de la ciudad.

Medicina nombra “profesor distinguido” al destacado neurólogo y docente Juan Idiáquez

Al conmemorar sus 52 años de existencia, la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso nombró “profesor distinguido” al destacado neurólogo, profesor e investigador de ese plantel Juan Idiáquez Cabezas.

El título académico honorífico le fue conferido en mérito a su excelencia profesional y por haber cumplido labores docentes más allá de lo requerido, con vocación y calidad humana, siendo ejemplo en la formación de médicos y especialistas.

La distinción le fue entregada durante una ceremonia que se realizó en el aula magna Victorio Pescio, la cual fue encabezada por el vicerrector académico, José Miguel Salazar, y el decano de la Facultad de Medicina, Antonio Orellana, quienes en la ocasión estuvieron acompañados por el director de la Escuela de Medicina, Rodrigo Vergara; el secretario académico de esta última, José Toro, y la presidenta del centro de estudiantes de la carrera, Sofía Marín.

La presentación del doctor Idiáquez estuvo a cargo del profesor y presidente del Colegio Médico de la Región de Valparaíso, Juan Eurolo.

Reconocimientos especiales

Durante la ceremonia de aniversario las autoridades de la Escuela de Medicina también entregaron reconocimientos por 35, 30, 25 y 20 años de servicio a los docentes y funcionarios Aida Milinarsky Topaz, directora de Postgrado y Postítulo; Teresa Veas Nanjari, jefa de la cátedra de Medicina; Juan Andrés Venegas Vera, docente de la cátedra de Urología; Jorge Chávez Aravena, docente de la cátedra de Traumatología; Antonio Bastías Donoso, técnico del departamento de Preclínicas, y Myriam Jélvez Huenteo, secretaria de la cátedra de Medicina en el Hospital Carlos van Buren.

También fueron reconocidos, de manera especial, los médicos Vinka Giadrosich Rubilar y Abelardo De la Rosa Manríquez, docentes de los departamentos de Pediatría y de Anatomía, respectivamente, y el funcionario Fernando Corrotea García, quienes este año se acogieron a retiro.

Promoción 1998

Al igual que en años anteriores, la Escuela de Medicina de la UV rindió un homenaje a sus antiguos titulados. Este año le correspondió a la promoción que se graduó en 1998.

En representación de sus compañeros de generación, hizo uso de la palabra el doctor Juan Francisco Cabello.

Escuela de Medicina comenzó co-construcción de huerto medicinal intercultural en Campus San Felipe

La utilización de la herbolaria es reconocida como una práctica ancestral en el proceso salud-enfermedad-atención, basada en los recursos disponibles a nivel intra y extradomésticos, donde participan los miembros del grupo familiar, las redes sociales y los terapeutas profesionales o vecinales.

La Escuela de Medicina, por su perfil humanista, está comprometida con la integración y abordaje de la Interculturalidad en el espacio académico, ya sea como contenido en algunas asignaturas o la realización de un conversatorio anual.

“En esta oportunidad hemos querido avanzar en el reconocimiento de la cosmovisión y salud intercultural como una herramienta para potenciar el abordaje de una atención del proceso de salud-enfermedad con pertinencia cultural a través de la creación de un huerto medicinal intercultural en el Campus San Felipe”, señala Daisy Iturrieta, profesora a cargo del proyecto.

Si bien éste quedará en la sede Aconcagua de la UV, los conocimientos acerca de esta práctica serán compartidos con toda la comunidad, pues la invitación se hizo extensiva a profesores de educación básica y media, juntas de vecinos y usuarios de la atención primaria de salud. El programa cuenta con más de 40 inscritos, gran parte de ellos, integrantes de la sociedad civil.

Para este proyecto se establecieron alianzas con la Escuela de Tecnología Médica, el Programa Especial de Pueblos Indígenas – Servicio de Salud, Organizaciones de Pueblos Originarios, el Hospital Psiquiátrico Dr. Philippe Pinel, jardines particulares y Conaf.

El programa comprende seis sesiones teórico-prácticas, donde los alumnos y padrinos de las plantas que conformarán el huerto, aprenderán acerca de medicina botánica (profesor TM Carlos Coros), cosmovisión (Juan Vielma y organizaciones pueblos originarios), antropología del otro (asistente social Pamela Canabes), cuidados de la tierra y plantas (agrónomo Juan Gallardo), para finalizar con la plantación de las hierbas y montaje del huerto.

La inauguración del huerto está programada para octubre con la participación de los padrinos, autoridades académicas y de salud, y representantes de pueblos originarios.

 

Seminario de medicina social analizó impacto de la intervención interdisciplinaria en la APS

Más de un centenar de especialistas, profesionales del ámbito de la salud, académicos y estudiantes de postgrado participaron en el VII Seminario de Medicina Social “Experiencias de intervención interdisciplinaria en APS”, que organizaron en conjunto las direcciones de los programas de magíster en Intervención Social y en Salud Pública que imparten las escuelas de Trabajo Social y de Medicina de la Universidad de Valparaíso, respectivamente.

El encuentro se desarrolló en el contexto de la conmemoración de los cuarenta años de la Declaración de Alma Ata, conferencia internacional que buscó unificar criterios para definir una estrategia global tendiente a garantizar el derecho de toda población o grupo humano a una atención primaria de salud de calidad y centrada en las personas.

La ceremonia de inauguración fue encabezada por el rector Aldo Valle y contó con la presencia del doctor Hugo Rivera, asesor en Sistemas de Servicios de Salud de la Organización Panamericana de la Salud, quien fue el encargado de dar inicio a la serie de conferencias, mesas de discusión y talleres que consideró la actividad.

Ejes

El seminario giró en torno a los tres principios o ejes definidos en la Declaración de Alma Ata: universalidad, participación e intersectorialidad, los cuales fueron abordados a través de diferentes temáticas que fueron expuestas por representantes de los principales centros de salud familiar pertenecientes a los municipios de Valparaíso, Viña del Mar, Quilpué, Los Andes, San Antonio, La Ligua y Los Cerrillos; de entidades dependientes de los servicios de salud de la Región de Valparaíso, y de instituciones de educación superior de la zona y de Santiago.

Según explicó la directora del Programa de Magíster en Salud Pública de la Escuela de Medicina, Katherine Cuevas, uno de los objetivos esenciales del encuentro fue relevar los esfuerzos que hacen los equipos de profesionales que trabajan en la APS por mantener vigentes las bases de un modelo de asistencia sanitaria orientado a fomentar el bienestar físico, social y mental, y no solo la curación de las enfermedades, mediante tecnologías y métodos simples, científicamente fundamentados, socialmente aceptables, factibles de ser implementados a un costo razonable y, por tanto, al alcance de todos los individuos, las familias y las comunidades.

“La universalidad, la participación y la intersectorialidad son conceptos emanados de la medicina social que fueron incluidos en el documento suscrito en 1978, ya que apuntan al objetivo compartido de alcanzar la manifestación de la justicia social de la población en el ámbito de la salud. Y se orientan a generar la movilización integrada de recursos para la coordinación de acciones de diversos sectores de la sociedad, contribuyendo de manera directa en la mejora de la salud de la población, especialmente en las acciones de promoción, prevención y educación”, dijo Katherine Cuevas.

Escuela de Medicina
Universidad de Valparaíso