Acreditada 6 años

ADC Agencia de Acreditación

  • Inicio
  • Noticias
  • Analizan el uso de probióticos para el manejo de enfermedades gastrointestinales

Analizan el uso de probióticos para el manejo de enfermedades gastrointestinales

Nuevas perspectivas en el uso de probióticos para el manejo de patologías gastrointestinales fue el tema en torno al cual giró la reciente jornada desarrollada por la Escuela de Medicina Campus San Felipe. La actividad, coordinada por el académico Isaac Silva, estuvo especialmente dirigida a médicos generales, internistas, pediatras, nutricionistas y estudiantes de Medicina.

En la ocasión se abordó la interacción de la microbiota, mucosa y sistema inmune; el rol de los probióticos en el manejo del síndrome de intestino irritable, síndrome diarreico agudo y los probióticos y microbiota en enfermedad hepática.

En su presentación, la doctora Yalda Lucero, gastroenteróloga infantil y Doctor en Ciencias Médicas, explicó que “la microbiota es diversa y nos permite mantener la homeostasis. Se adquiere precozmente en la vida y puede modificarse posteriormente”. Agregó que tiene efectos inmunológicos, nutricionales, tróficos, metabólicos y endocrinos, y en condiciones de enfermedad se altera el equilibrio, por lo que los probióticos se presentan como un potencial blanco de terapia en algunas patologías.

Al respecto, el doctor Rodrigo Díaz, quien se refirió al manejo del síndrome de intestino irritable y el rol de los probióticos, dijo que éstos pueden mejorar algunos de los síntomas que caracterizan el síndrome de intestino irritable y las alteraciones del ánimo, pese a que advirtió que la evidencia existente es aún limitada.

“La literatura sugiere que ciertos probióticos pueden aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida en pacientes con dolor abdominal funcional”, precisó.

En tanto, la doctora María Eugenia Arancibia explicó los mecanismos de acción en diarrea aguda, una enfermedad que causa 1,9 millones de muertes al año de niños menores a 5 años en países en vías de desarrollo, principalmente en África y Sudeste asiático. En estos casos, el uso de probióticos compite con receptores de nutrientes intraluminales de bacterias patógenas, favorecen la inmunidad y producen sustancias antibióticas.

Finalmente, el médico y exalumno de la Escuela de Medicina, doctor Navor Uribe, quien se encuentra cursando su beca de gastroenterología en el Hospital Clínico de la Universidad de Chile, abordó el rol de la microbiota en la enfermedad hepática. Sostuvo que “la microbiota es fundamental en las enfermedades hepáticas y sus alteraciones son parte de las enfermedades tanto en las descompensaciones de las mismas, así como futuros target farmacológico. Sin embargo, actualmente, no existe en el mercado un fármaco que cumpla con las recomendaciones que establece la OMS y en casos en que se pudiera usar probióticos, sería en pacientes con cirrosis compensada”.

Escuela de Medicina
Universidad de Valparaíso