Acreditada 6 años

ADC Agencia de Acreditación

Alumnas extranjeras de medicina realizan pasantía en Hospital San Camilo de San Felipe

Dos alumnas extranjeras de medicina arribaron a San Felipe para realizar una pasantía en el Hospital San Camilo, campo clínico de Medicina UV en el Valle de Aconcagua. Se trata del intercambio de IFMSA (Federación Internacional de Asociaciones de Estudiantes de Medicina) que permite que alumnos de otras nacionalidades realicen intercambios durante un mes para conocer de cerca la Medicina de otras latitudes. 

Lea Guirado, de Francia, y Beatriz Lira, de Brasil, son las dos estudiantes que participan en el intercambio de julio; se espera que en agosto – durante las vacaciones de verano del hemisferio norte- arriben otros cinco estudiantes. Las alumnas fueron recibidas por la doctora Julie Pelicand, docente de la Escuela de Medicina UV Campus San Felipe y encargada de vínculos internacionales, y la alumna Cynthia Miranda, representante del programa de intercambio de IFMSA San Felipe.

Lea cursa quinto año de la Universidad de Grenoble, ciudad de Los Alpes franceses, y se encuentra realizando su pasantía en los servicios de Pediatría y Cirugía Pediátrica del Hospital San Camilo. “Me han recibido muy bien en el hospital. El interno de medicina Joaquín Mascaró me ayuda con el idioma (ya que realizó una pasantía en Francia durante el verano pasado) y en mi comunicación con los médicos porque no hablo muy bien español”, confiesa.

Durante su estadía vive con Javiera Lecanda, alumna de tercer año de Medicina UV; con ella ha asistido a clases algunos días. Cuenta que durante sus tiempos libres aprovecha de conocer el entorno del Valle, al igual que los fines de semana visita ciudades cercanas como Valparaíso y Viña del Mar, donde se encuentra con otros estudiantes de intercambio del programa IFMSA.

Por su parte, Beatriz Lira, alumna de cuarto año de Medicina en la Universidad Nueve de Julio, Brasil, optó por San Felipe como su segunda opción, luego de Santiago. Señala que su interés por Chile se debió a la experiencia de algunos amigos de la universidad que le antecedieron.

“Me hablaron muy bien de Chile. Preferí buscar una universidad más en el centro del país. En San Felipe vivo en casa del alumno Pablo Hidalgo de quinto año. Mi pasantía es en el servicio de Neonatología con los internos de Medicina UV donde me han recibido muy bien todos los médicos tutores”, expresa.

Beatriz explica que, desde las últimas vacaciones aprovecha el tiempo para realizar pasantías en los servicios que son de su interés, para decidir qué especialización realizará en el futuro.

 

Académico cubano de Medicina UV ofreció conferencia acerca del suicidio y bullying a comunidades de Aconcagua

El frío y la lluvia no fueron impedimento para que casi un centenar de padres, apoderados y profesores arribaran al Teatro Municipal de San Felipe para participar de la Conferencia Suicidio y Bullying, dictada por el psicólogo cubano, Máster en Comunicación y candidato a Doctor en Ciencias en Salud Colectiva por la Universidad Autónoma Metropolitana de México.

La alta asistencia evidenció la preocupación de las comunidades escolares de la provincia de San Felipe por el acoso escolar y cómo prevenirlo, para no llegar a casos como el que lamentablemente ocurrió hace unas semanas en Santiago, donde una joven se quitó la vida tras ser víctima de bullying.

Alejandro Barroso está en Chile con motivo de una pasantía doctoral que realiza en la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso y, en el marco de una invitación del Internado de Atención Primaria, efectuó dicha conferencia.

En su exposición, Barroso explicó qué es el bullying, cómo detectarlo y frenarlo, quienes deben actuar para detenerlo. “Es importante tener en cuenta que, si vamos directamente a qué hacer, sin cuestionar lo que hemos estado haciendo, no lograremos el objetivo y no sabremos cuándo y por qué ajustar las estrategias”, señaló.

Aunque no hay recetas infalibles sino un conjunto de herramientas aplicables a un caso u otro, el psicólogo expresó que cualquiera sea la estrategia, esta debe ser para construir corresponsabilidad, no culpabilidad.

“Lo que dicen las investigaciones en términos de las verdaderas causas de porqué algunos se convierten en víctimas y otros en victimarios, tiene que ver con el mal manejo de las frustraciones, mal manejo de la ansiedad, no reconocimiento de la depresión, y no solo del joven en sí, sino que también de la familia”, agregó.

El psicólogo mencionó algunas prácticas cotidianas que tienen incidencia en la salud mental de niños y jóvenes: el poco tiempo de calidad que tiene los padres con sus hijos, la incertidumbre a la hora de poner límites y disciplina, el olvido de los aprendizajes ocultos y paralelos en la educación formal e informal, la pérdida de vista del impacto emocional del currículum oculto reduciéndolo a una materia, y nuestras propias limitaciones en el reconocimiento de las emociones.

Finalmente entregó algunas recomendaciones de corto y largo plazo a través de un trabajo sistemático instalado a través del diseño curricular y protocolos de actuación en caso de detectar acoso escolar. 

La charla dio pie a un conversatorio tras las preguntas de los asistentes y la participación de un panel integrado por el expositor y las psicólogas Angelina Bacigalupo y Victoria Hadad, moderado por la profesora de la Escuela de Medicina, Daisy Iturrieta. 

Al término, una joven del público pidió la palabra y solicitó a los asistentes hacer todo lo posible por detener a tiempo el acoso, situación que vive a diario en su comunidad escolar, especialmente uno de sus amigos, quien -en ocasiones- se ha efectuado cortes en su cuerpo por sufrir bullying.

Cristina Gilberto, profesora de lenguaje del Colegio Marie Poussepin de Putaendo, Magíster en Creación de Ambientes Mención Convivencia, valoró positivamente la charla. “Me pareció una excelente conferencia porque la realidad está latente, ya no podemos culpar a los colegios o a las familias. Debemos hacernos conscientes del trabajo colaborativo familia-escuela”, dijo.

Por su parte, Sandra Araneda señaló que quiso acompañar a una amiga, dado que sus hijos ya son adultos. “Quise saber de qué se trata para tener una opinión. Me impresiona lo que los chicos de esta época están haciendo en este ambiente tan doloroso. Mis hijos nunca tuvieron esos problemas”.

 

 

Comunicado Público CEMUV sobre Movimiento feminista

Estimada Comunidad Educativa:

En abril del presente año el movimiento feminista comenzó una nueva etapa, dando paso a un movimiento social, fuerte y potente en donde mujeres de todo Chile y el mundo han alzado la voz para generar conciencia respecto a la violencia de género, educación sexista, el acoso sexual y la vulneración de sus derechos.

Durante años las mujeres han sido cuestionadas, acalladas e ignoradas, siendo constantemente violentadas y discriminadas en los distintos ámbitos de la vida cotidiana. Lamentablemente, nuestra casa de estudios y campos clínicos no están exentos de estos problemas y, es por ello, que como Centro de Estudiantes de Medicina de la Universidad de Valparaíso 2018 consideramos necesario avanzar hacia una institución que constituya un espacio seguro, tanto para mujeres como para la comunidad en su conjunto, promoviendo el trato respetuoso e igualitario.

Es por esto, que como CEMUV 2018, declaramos que:

1- Repudiamos y condenamos cualquier acto de violencia de género y sexual que ocurra entre pares, entre docentes y estudiantes, entre personal administrativo y estudiantes y/o en cualquiera de los estamentos que conforman nuestra universidad. Es así como no toleraremos ninguno de los actos anteriormente mencionados.

2- Es fundamental que como Universidad y Escuela nos transformemos, lo que implica revisar la forma en que se imparte la docencia, incluyendo temáticas de género, tanto para estudiantes como para académicos y funcionarios, con el objeto de avanzar hacia una educación no sexista, libre de acoso y promotora de derechos.

3- Debemos avanzar en políticas, normativas y reglamentos estratégicos que permitan la total transformación institucional, creemos firmemente que el desarrollo de estos instrumentos nos permitirán generar un cambio en la forma de pensar y en nuestra cultura.

4- Se hace urgente la necesidad de crear mecanismos que fomenten el desarrollo de la mujer tanto en la carrera académica, funcionaria como en el ámbito estudiantil.

5- Respetamos y valoramos la autodeterminación de las mujeres y disidentes sexuales, que se están movilizando a lo largo del país, de la Universidad de Valparaíso y de nuestra carrera.

6- Manifestamos nuestro apoyo y acuerdo con las demandas del movimiento feminista. Creemos firmemente que este movimiento es un pilar fundamental en el cambio que nuestra sociedad tanto necesita.

Como representantes de la comunidad estudiantil tenemos la responsabilidad y voluntad de seguir apoyando con fuerza las demandas de igualdad de género, es por esto que hacemos el llamado a cada una y a cada uno de los estudiantes de la Escuela de Medicina a identificar actitudes machistas y sexistas, a cuestionarse, a no ser complices de la violencia y a denunciar. Junto con informarse, participar y ser entes activos de las distintas instancias que se están generando, con el fin de sumar acciones e iniciativas que puedan contribuir al cambio que nuestra sociedad necesita.

Centro de Estudiantes de Medicina

Universidad de Valparaíso - Casa Central

CEMUV 2018

Estudiantes de Medicina San Felipe realizaron operativo educativo en salud en plaza de Los Andes

Con el objetivo de impactar a un grupo masivo de personas con mensajes de salud y autocuidado, estudiantes de Medicina UV Campus San Felipe realizaron un nuevo operativo educativo en salud “Medicina en terreno” en la plaza de armas de Los Andes.

La actividad, organizada por el Centro de Estudiantes de Medicina junto al área de Vinculación con el Medio de la Escuela de Medicina, se desarrolló por cuarto año consecutivo y convocó a cerca de cien alumnos y alumnas de primero a quinto año de la carrera de su sede San Felipe.

Los estudiantes pusieron a disposición espacios de promoción de salud, entrega de folletería y consejería, en temas como: prevención en consumo de alcohol y drogas, vida sana, tuberculosis (TBC), diarreas bacterianas y virales, tabaquismo, uso de la aerocámara, vacuna meningocócica, suicidio, diversidades sexuales y uso correcto de preservativo (Team Condón). Además, se dispuso de varios puestos para control de presión arterial.

Con estas temáticas, se abarcó a personas de todas las edades, quienes se acercaron en forma espontánea para conocer cómo cuidar su salud y protegerse de enfermedades.

“Esta actividad nace como una necesidad de nosotros como estudiantes para vincularnos con la comunidad, ya que es un pilar fundamental inserto en nuestro curriculum académico”, explicó Sebastián Vergara, secretario general del Centro de Estudiantes de la Escuela de Medicina Campus San Felipe.

Agregó que actividades como estas, permiten a los alumnos desarrollar habilidades comunicacionales. “Es importante desarrollar habilidades blandas porque estamos trabajando con personas”, dijo el alumno de Medicina.

Brunilda Álvarez cruzó la calle cuando vio a los estudiantes para poder controlar su presión. “Me parece muy bien que hagan estas actividades; fueron muy atentos”, opinó.

En tanto, Elcira Farías dijo que le agrada que los alumnos salgan de las aulas para realizar actividades con la comunidad. “Me gusta que hagan esto. Aproveché de controlarme y me encontraron con la presión alta, así es que voy a ir al Sapu”, expresó.

 

Dra. Carolina Reyes: “Anuncio presidencial de crear especialidad médica en APS desconoce dos décadas de avance”

Como una iniciativa que en lo medular desconoce los avances realizados en la disciplina en las últimas dos décadas calificó el anuncio de la creación de la especialidad médica en Atención Primaria de Salud -efectuado por el Presidente de la República, Sebastián Piñera, durante su pasada cuenta pública-, la jefa del programa de especialidad en Medicina Familiar de la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso, Carolina Reyes Bahamonde.

La académica e investigadora advirtió que dicha medida no representa novedad alguna, ya que esa especialidad -bajo el nombre de Medicina Familiar- existe y es impartida desde 1996 por dicha casa de estudios, que desde entonces ha formado a 68 especialistas en este campo, a los que se suman graduados de otras ocho universidades del país que también dictan esta disciplina.

Según explicó la doctora Reyes, los médicos de esta área -la mayor parte de los cuales trabaja en el sistema público de salud- se destacan por brindar una atención integral y resolutiva, continua en el tiempo, con mirada sistémica y que aporta a mejorar la calidad de la salud de personas, familias y comunidades, lo que sin duda va en la línea de lo anunciado el 1 de junio por el Primer Mandatario.

“Como especialista y médico formadora de especialistas en esta área considero preocupantes las omisiones de la cuenta pública a este respecto y también las declaraciones emitidas con posterioridad por el Presidente Piñera a algunos medios, por cuanto en ellas se desconocen más de dos décadas de trabajo mancomunado para la construcción colectiva de la APS en Chile”, dijo.

La docente de la UV añadió que “el fortalecimiento de la Atención Primaria de Salud en sus aspectos promocionales, preventivos, recuperativos y de rehabilitación ha sido una ardua tarea en la que han intervenido distintos actores sociales, cada uno en su tiempo y en su rol histórico: gobierno, Ministerio de Salud, servicios de salud, municipios, universidades y centros de salud familiar. Cada una de estas instancias ha dado lo mejor de sí para construir la salud primaria que tenemos, la que si bien enfrenta siempre desafíos y necesidad de mejoras, también aporta de manera significativa a los buenos indicadores de salud que registra nuestro país”.

Por este motivo y en concordancia con lo expresado recientemente por la Sociedad Chilena de Medicina Familiar, la especialista señaló que le parece necesario solicitar al Ejecutivo que, en forma pública, valore de mejor manera el rol de los médicos familiares.

“Asimismo, manifestamos nuestra disposición a ser referentes técnicos en la implementación de políticas públicas que refuercen la Atención Primaria de Salud y el Modelo de Atención Integral con enfoque familiar y comunitario”, concluyó la doctora Carolina Reyes, jefa del programa de Especialidad en Medicina Familiar de la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso.

Simposio reunió a especialistas de Clínica Mayo y médicos e investigadores chilenos

Como todo un éxito fue calificada la tercera versión del Simposio “Desde las Ciencias Fundamentales a la Arena Clínica en Medicina”, que reunió a destacados especialistas de la Clínica Mayo de Rochester, Estados Unidos, e investigadores y profesionales de la salud chilenos.

En el encuentro expusieron los doctores Gary Sieck y Carmen Terzic , ambos de la prestigiosa institución estadounidense; junto a los invitados nacionales, los doctores Mauricio Boric (de la PUC), Myra Chávez (de la Universidad de Chile), Antonio Eblen-Zajjur (PUC) y Rómulo Fuentes (Universidad de Chile).

La jornada científica, cuya convocatoria fue superior a las 120 personas, tuvo como objetivo principal el profundizar el trabajo sinérgico entre el mundo de las ciencias básicas y la clínica, acción fundamental en el tránsito hacia la medicina de precisión o medicina personalizada.

Así lo expresó el médico cardiólogo, magíster en Ciencias Médicas con mención en Biología Celular y Molecular, profesor titular y director del Departamento de Medicina Interna de la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso, doctor Rienzi Díaz, coordinador general del simposio.

“Tuvimos una muy buena convocatoria y no sólo eso, sino que además de excelente nivel. Durante las conferencias observamos a un público muy activo y participativo. Creo que eso responde a que los temas abordados se relacionan con problemas actuales y de amplio impacto, por su vinculación con ciertas patologías como la epilepsia o las enfermedades cardiacas. Pero además obedece al mayor interés por conocer más sobre la medicina de precisión”, señaló el médico.

Para Díaz, quien además ha desarrollado una línea de investigación en conjunto con sus colegas de la Clínica Mayo, cuyos primeros resultados fueron presentados en la jornada por el doctor Gary Sieck, la medicina de precisión es un concepto nuevo que hace referencia a la adaptación del tratamiento médico a las características individuales de cada paciente.

“Es muy provechoso acercar y generar colaboraciones entre la ciencia básica y el trabajo clínico en la búsqueda de respuestas a problemas complejos que se les presentan tanto a los investigadores en sus laboratorios como a los médicos en su trabajo clínico. Además, esta instancia permite compartir experiencias y colaboraciones de trabajo con distintas universidades, de manera que estamos generando esa sinergia entre las universidades públicas que tiene una tremenda historia de desarrollo”, dijo Díaz.

Por su parte, Carmen Terzic, médico fisiatra del departamento de Medicina Física y Rehabilitación de la Clínica Mayo, destacó la vinculación entre ambas instituciones. “Es el tercer simposio y esta idea germinó a través del doctor Rienzi Diaz, quien ha tenido una estrecha colaboración con la Clínica Mayo desde hace veinte años. Este tipo de vinculaciones son muy importantes, porque no solo se establecen relaciones entre la Universidad de Valparaíso y la Clínica Mayo para el desarrollo de congresos como éste, sino que también abren las puertas a colaboraciones reales en proyectos”, sostuvo.

La doctora Terzic agregó: “Siempre que uno tiene la oportunidad de asistir a estos eventos viene a intercambiar ideas y uno puede observar el nivel del trabajo que desarrollan las instituciones como la Universidad de Valparaíso, que está sumamente avanzada, no solamente en el concepto, sino ya implementando la investigación básica para llevarla a la clínica”, afirmó.

El tercer simposio “Desde las Ciencias Fundamentales a la Arena Clínica en Medicina” tuvo lugar en el auditorio en el Edificio de las Empresas, en Viña del Mar, y a él asistieron estudiantes, profesores, becados y profesionales de distintas áreas de la salud.

Escuela de Medicina
Universidad de Valparaíso